Lucha contra la explotación y el tráfico de seres humanos en el turismo

0

Imagen: thewhitworthian.com

En una muestra de firmeza contra el tráfico de seres humanos, especialmente niños, en el sector turístico, los jefes de dos organismos de las Naciones Unidas se comprometieron a colaborar para erradicar esta plaga oculta. El Sr. Yury Fedotov, Director Ejecutivo de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (ONUDD), y el Sr. Taleb Rifai, Secretario General de la Organización Mundial del Turismo (OMT), también llamaron a una acción mundial concertada en todos los planos de la sociedad.

«Hoy, nuestras dos organizaciones dicen al mundo con total claridad que no participaremos en actividades que supongan la explotación de mujeres y niños», afirmó el Sr. Fedotov en un evento celebrado esta semana, durante el 21º período de sesiones de la Comisión de Prevención del Delito y Justicia Penal.

El Sr. Rifai declaró: «Estamos aquí para reafirmar el compromiso del sector turístico en la lucha contra el tráfico de seres humanos, que es una afrenta inaceptable a los derechos y la dignidad humanos, y para definir pasos concretos hacia una cooperación más sólida en la lucha contra uno de los más abyectos crímenes de nuestro tiempo».

Ayer, la ONUDD y la OMT firmaron un memorando de entendimiento para intensificar la cooperación en la lucha contra esta forma de explotación.

Nada menos que mil millones de turistas, es decir, uno de cada siete habitantes del mundo, viajarán al extranjero en 2012 (y el sector está en expansión). Si bien esta expansión es motor de crecimiento económico, creación de empleo y desarrollo, hay pruebas de que la infraestructura turística también se utiliza para la explotación y el tráfico de personas, una realidad en la que los niños son particularmente vulnerables.

Lo más habitual es que las víctimas de este tráfico sean sometidas a la esclavitud sexual, pero también pueden acabar en servicios de cocina o limpieza de casas de huéspedes, restaurantes y bares. La infraestructura turística, a su vez, puede crear mercados para la mendicidad forzada y su explotación y para la venta callejera. Hasta los órganos de las víctimas de este tráfico llegan a utilizarse hoy día para atraer a personas que necesitan transplantes.

El sector turístico puede y debe desempeñar un papel vital en la prevención del tráfico de seres humanos en el ámbito del turismo, comprendida la explotación sexual, afirmó el Sr. Fedotov. Se han elaborado códigos de conducta para empresas de turismo (inspirados en el Código Ético Mundial para el Turismo de la OMT, que la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó en 2001) y se han promulgado leyes que permiten procesar en sus propios países a los turistas que realicen actos sexuales con niños. Hay que fortalecer y ampliar estas labores, añadió el Sr. Fedotov.

En India, por ejemplo, el Ministerio de Turismo, la ONUDD, el sector privado y Save the Children han elaborado y aprobado de consuno un código nacional de conducta para un turismo seguro y ético, inspirado en el Código Mundial. Los hoteleros y los operadores turísticos se han comprometido a cumplir este código para garantizar que, en el sector hotelero, ninguna persona se vea obligada a consumir drogas o sea sometida a explotación sexual. Este modelo ya puede retomarse en otros países.

Hay empresas hoteleras que realizan campañas de sensibilización y ofrecen formación profesional a víctimas de este tráfico. Marriott International, por ejemplo, lleva desde 2006 aplicando un planteamiento global respecto de abusos de derechos humanos de este tipo mediante políticas comprometidas y formación al personal. Marriot también realiza programas de divulgación en las comunidades que ayudan a jóvenes vulnerables, incluidas víctimas rehabilitadas del tráfico de seres humanos, aportándoles nuevas perspectivas de vida y competencias formativas en sus hoteles.

El Dr. Thomas Mayr, especialista nacional del Ministerio Federal de Economía, Familia y Juventud de Austria, destacó una iniciativa de Alemania, Suiza y Austria de lucha transfronteriza contra el maltrato infantil mediante una campaña de sensibilización trinacional enfocada al turismo sexual y la pornografía con niños y destinada a fortalecer las redes de protección de los menores.

Al mejorar su imagen pública, las empresas y los destinos éticos pueden, en última instancia, atraer mayor actividad. «Tenemos que concienciar sobre el problema del tráfico de seres humanos en el sector turístico. Los consumidores deberían poder elegir con conocimiento de causa el lugar en el que quieran gastar su dinero y, sobre todo, para qué servirá», declaró el Sr. Fedotov.

«Resulta estremecedor constatar que hay traficantes que se sirven de la infraestructura turística para embaucar a personas vulnerables, pero nuestro sector está firmemente decidido a sanear esta estructura y a utilizarla para actividades de sensibilización contra el tráfico de seres humanos», afirmó el Sr. Rifai.

————–
OMT

Información gentileza de la Organización Mundial del Turismo

NO TE OLVIDES COMENTAR!
Share.